TV Samsung o Philips ¿Cuál es mejor?

TV Samsung o Philips ¿Cuál es mejor?

En la entrada de hoy analizaremos las ventajas y desventajas que presentan ambas marcas en sus televisores para que al final del artículo descubras cuál ofrece las opciones que mejor se adaptan a lo que estás buscando. Por un lado, Samsung, con sede en Seúl, Corea del Sur, ofrece televisores de alta gama y es pionera en tecnología del entretenimiento; pero Philips, su rival holandesa, no se queda atrás: también tiene elementos importantes para competir con el gigante coreano. Cuando se trata de escoger una TV Samsung o Philips, nos encontramos ante un gran dilema, pues ambas son marcas de calidad y son garantía en el mercado. Por ello, te invitamos a continuar leyendo y descubrir cuál responde mejor a tus necesidades.

¿En qué gana una TV Samsung a una TV Philips?

Neo QLED, la tecnología sin límites de Samsung

Una de las más recientes incorporaciones de Samsung a sus televisores de alta gama es el Neo QLED, con el que afirman que se puede ver “más allá de los límites”. Los dispositivos de Samsung con esta tecnología ofrecen una nueva experiencia visual para disfrutar de una imagen sin límites. Tienen una pantalla con diseño infinity, ultra delgado, en el que se puede ver contenido en resolución 8K real.

¡No más cables desordenados!

Al escoger una TV debemos fijarnos también en la cantidad de cables que requiere el dispositivo para funcionar y, por supuesto, que estos no se encuentren colgando del mueble o pared donde se colocará el televisor. Algunos modelos de la más alta gama de Samsung ofrecen el sistema Slim One Connect integrado.

Se trata de un moderno sistema que se oculta en la parte de atrás del televisor y al que se conectan todos los cables del mismo, para que estén bien organizados. Los televisores Samsung pueden colgarse en la pared y conectar al One Connect los cables de todos los dispositivos como videoconsolas, reproductores, etcétera.

Sonido envolvente

Una de las ventajas de los televisores Samsung con tecnología Neo QLED es el sonido. Según el modelo que escojas, podrás gozar de 6 poderosos altavoces en los que se reproducen los sonidos en el lugar exacto de la acción. Además, algunos televisores pueden conectarse a la barra de sonido y proporcionarte un efecto envolvente.

Por otra parte, los televisores Neo QLED incluyen la tecnología SpaceFit de Samsung que analiza la habitación y ajusta los parámetros para configurar el sonido de forma óptima; básicamente, el sonido de la televisión se configura por sí solo dependiendo del espacio en el que coloques el dispositivo. Por otra parte, gracias a los Active Voice Amplifier (AVA), la inteligencia artificial de la televisión ajusta el volumen y aporta claridad en caso de ruidos externos constantes para que no te pierdas ningún diálogo de la pantalla. Al escoger una TV Samsung o Philips el sonido es una característica que no se debe dejar lado.

¿En qué aspectos son mejores los televisores Philips?

Ambilight: luz ambiental de Philips

Uno de los puntos fuertes de Philips es la tecnología Ambilight o luz ambiental. Esta tecnología es exclusiva de la compañía holandesa y fue desarrollada para sus televisores de la más alta gama. Se trata de un sistema de retroiluminación externo con el que podrás conseguir un efecto impresionante al visualizar contenido y, por supuesto, la experiencia es más inmersiva.

La parte posterior del televisor que cuenta con esta tecnología, tiene una serie de luces LED apuntando a la pared directamente y que ofrecen un efecto rebote. Así, Philips logra producir un efecto único, pues el contenido de la pantalla se refleja en los LED.

Sistema operativo Android

Al escoger un televisor también se debe de tener en cuenta el sistema operativo. En el caso de Samsung, este utiliza Tizen OS, que es exclusivo de la compañía y que, aunque es estupendo, limita al dispositivo a integrarse con otros dispositivos solo de Samsung. Por su parte, Philips apuesta por el sistema operativo Android.

Con un televisor de la gama Philips puedes acceder desde un botón del mando a Netflix y YouTube, además de pedirle a la Smart TV que busque películas y juegos, que controle dispositivos domésticos como Alexa de Amazon, entre otros. Las aplicaciones se añaden fácilmente desde la tienda de aplicaciones y se puede acceder a más de 500.000 películas y programas.

Play-Fi, audio de calidad

Si estás en la duda de comprar una TV Samsung o Philips, otro punto a tener en cuenta que puede inclinar la balanza a favor de la marca holandesa es que algunos de sus modelos incluyen el sistema DTS Play-Fi. Este último permite la reproducción de sonidos de alta calidad; a su vez, este se sincroniza en streaming con el televisor, altavoces y barras de sonido (siempre que sean compatibles). Con esta tecnología se puede disfrutar de la música en cualquier parte de la casa, si cuentas con altavoces distribuidos por las habitaciones. Se crea un sonido envolvente de alta calidad y que es fácil de configurar.

Funciona a través de Wi-Fi y con la aplicación Philips Sound y con ello puedes vincular los altavoces entre ellos y hasta escuchar el contenido en los auriculares conectados al móvil. Y, por supuesto, transmitir lo que veas o escuches en el smartphone directamente al televisor.

¿Cuál es nuestro veredicto final?

A la hora de escoger un televisor de cualquiera de estas dos marcas es importante tener en cuenta lo que estás buscando. Para las personas que quieran disfrutar de una pantalla de gran tamaño y resolución sorprendente, Samsung ofrece modelos hasta de 8K. Los televisores de Samsung son ideales para los usuarios habituales de la marca y que ya tengan otros dispositivos del gigante de las telecomunicaciones coreano, como móviles o tablets, pues estos pueden emparejarse a la perfección.

Otra de las ventajas de los televisores de Samsung es el Slim One Connect, que permite tener los cables de todos los dispositivos conectados a la televisión, muy bien organizados y casi invisibles.

Por su parte, para las personas que no tienen dispositivos Samsung, Philips es una apuesta acertada. El sistema operativo es Android, similar al de un teléfono móvil, la interfaz es bastante sencilla, aunque mejorable. Las aplicaciones y cuentas son fáciles de configurar y el contenido se mantiene bien ordenado en pantalla; por supuesto, se puede reproducir en la pantalla de la televisión lo que se esté reproduciendo en un dispositivo móvil vinculado.

Además, Philips ofrece la tecnología Ambilight, con lo que la reproducción de contenidos en el televisor será una experiencia inmersiva y totalmente innovadora; todo se complementa con el amplio abanico de posibilidades que ofrece el sistema Play-Fi.

Hasta aquí ha llegado esta guía que tuvo como objetivo brindar una respuesta al dilema de elegir entre una TV Samsung o Philips. Recuerda que todos los modelos mencionados se encuentran disponibles en Shoptize y que puedes seleccionar el importe que estás dispuesto a pagar para que te enseñemos las ofertas de ambas marcas en televisores que mejor se adapten a tu bolsillo, ¿A qué esperas?